Entre los numerosos artistas que han creado obras fundamentales para la historia de la música clásica surge una duda difícilmente resoluble y que se podría catalogar como la eterna pregunta: ¿quién es el mejor compositor de todos los tiempos?

El mejor compositor de la historia

Aunque la música es un arte subjetivo y cada persona podrá diferir en la respuesta, en este artículo os hablaremos de algunos de los músicos más reconocidos que bien podrían ocupar la primera posición y esperamos que tras leerlo y escuchar sus obras maestras, puedas formar tu propio veredicto.

Johann Sebastian Bach

Johann Sebastian Bach es uno de los compositores más alabados de la historia de la música clásica. Nació en 1685 en Alemania, siendo el miembro más importante de las familias de músicos más destacadas de la época, con más de 35 compositores famosos. El artista tuvo una gran fama como organista y clavecinista en toda Europa, tanto por su gran técnica y la capacidad que tenía de improvisar música al teclado, además de tocar con soltura otros instrumentos.

Bach fue gran conocido por su dominio de la polifonía y su habilidad para combinar melodías complejas de una manera armoniosa. Su obra dentro de la música barroca es fundamental y entre sus composiciones más conocidas están ‘Misa en si menor’, ‘Conciertos de Branderburgo’, ‘Pequeña fuga en sol menor’ o ‘El clave bien temperado’.

Su aportación en la historia de la música clásica es muy remarcable, por lo que su posición en esta lista estaría muy alta. Su legado abarca el periodo barroco y su influencia se extiende hasta la música clásica posterior. Entre las razones de su relevancia destaca su innovación musical, introduciendo nuevas formas y estructuras musicales; su maestría técnica, siendo virtuoso tanto en la composición como en la interpretación musical; la variedad de géneros entre los que se movió y la influencia duradera entre las generaciones de compositores posteriores.

Wolfgang Amadeus Mozart

Sin duda, no se puede hablar de música clásica sin mencionar a Wolfgang Amadeus Mozart. Este compositor, pianista y director de orquesta, entre otros, es considerado como uno de los músicos más influyentes y destacados de la historia. Probablemente uno de los nombres más aclamados al mencionar este género, su fama está alabada por una obra magistral.

Y es que sus creaciones abarcan todos los géneros musicales de la época, incluyendo más de 600 composiciones de gran calidad, que incluyen música sinfónica, operística o de cámara, entre muchas otras. Este talento ya se reflejaba desde niño, mostrando desde muy pequeño una gran capacidad en el dominio de instrumentos.

Nació en el seno de una familia de músicos en Salzburgo, actual Austria, y su padre abandonó la mayoría de sus tareas profesionales para dedicarse exclusivamente a la formación musical de Mozart. Así, la mayor parte de su adolescencia y vida adulta la dedicó a componer, a pesar de que las dificultades económicas le obligaban a alternarlo con otros trabajos. Esta precariedad finalizó cuando el emperador del Sacro Imperio, José II de Habsburgo, le ofreció un trabajo estable como compositor pocos años antes de fallecer.

Es en este momento cuando compone dos de sus mejores obras, ‘La Flauta Mágica’ y ‘Réquiem’, falleciendo en Viena en 1791 a la edad de 35 años.

Ludwig van Beethoven

Ludwig van Beethoven fue un Famoso compositor y pianista alemán, conocido por obras convertidas hoy en clásicos, como ‘Para Elisa’, ‘Claro de Luna’ o su ‘Novena Sinfonía’. El autor nació en 1770 en el oeste de Alemania, y durante sus primeros años de vida estuvo expuesto a una exigente formación musical de la mano de su progenitor que, curiosamente, quería convertirle en un “nuevo Mozart”.

Con tan solo siete años, Beethoven ya era capaz de dar recitales de piano que asombraban al público, lo que derivó en que a los 10 años abandonó el colegio para dedicarse enteramente a la música. Diversos problemas familiares, entre ellos el fallecimiento de su madre, afectaron enormemente a su vida, aunque puedo pasar 10 años en Viena como un músico económicamente independiente.

Pasados los 30 años, empezó a experimentar serios problemas auditivos y, aunque probó diferentes procedimientos para paliarlo, nada pudo hacerlo. Siguió componiendo hasta la edad de 56 años y dejó un legado musical de nueve sinfonías, 32 sonatas, dos misas y una ópera; unas composiciones que lo avalan como uno de los mejores artistas de la historia.

Frédéric Chopin

Otro de los grandes clásicos es Frédéric Chopin, quien nació en 1810 cerca de Varsovia. Este fue casi exactamente contemporáneo de otros artistas aclamados como Mendelssohn, Schumann y Liszt.

Al igual que el resto de músicos de esta lista, Chopin demostró un gran talento desde temprana edad. Tanto es así que con tan solo doce años ya había actuado en los salones de muchos aristócratas polacos y creado composiciones originales. Más adelante realizó estudios de armonía y contrapunto en el conservatorio de su ciudad, datando su primera obra de 1817,

Sus obras publicadas incluyen 55 mazurcas, 27 estudios, 24 preludios, 19 nocturnos, 13 polanesas y 3 sonatas para piano. Entre otras composiciones destacan ‘Nocturnos, Op. 9’, ‘Estudio Op. 10, No. 12 in Do menor’, ‘Sonata para violonchelo en Sol menor, Op. 65’ o ‘Fantasía – Impromptu op. Póst. 66’.

Frédéric Chopin es ampliamente reconocido como uno de los compositores más destacados en el ámbito de la música clásica, especialmente en el repertorio para piano. Sus composiciones son conocidas por su belleza, elegancia y técnica virtuosa.

La subjetividad de la música clásica

Determinar quién es el mejor compositor de música clásica de todos los tiempos es una tarea difícil. Cada uno de los nombres mencionados anteriormente, unido a otros como Tchaikovsky, Wagner, Vivaldi o Schubert;  han dejado un legado musical invaluable y ha enriquecido el mundo de la música clásica de formas únicas.

Cada uno de ellos ha dejado una marca única en la música clásica y ha influido en generaciones posteriores de músicos y oyentes. Sus obras maestras han perdurado a lo largo del tiempo y continúan siendo interpretadas y apreciadas en la actualidad. Cada uno de ellos ha contribuido a la evolución y el enriquecimiento del género clásico, dejando un legado que seguirá vivo por siempre.

Newsletter

    NEWSLETTER
    Cerrar

    Newsletter

    Suscríbete a nuestra Newsleeter y recibe toda la información de interés, junto con las últimas novedades.